lunes, marzo 29, 2010

Influencia de Monseñor Romero en México



                San Pedro con hacha de carnicero, con hacha normal y con alfanje paseando y leyendo.


El domingo pasado, 21 de marzo, me enteré por Ana , que iba a haber una misa homenaje a Monseñor Romero en la iglesia de San Pedro Mártir, yo hace siglos que no he ido a una misa, no en vano soy atea, pero no dudé un segundo en decir ¡Vamos! y es que aunque yo no viví la guerra de El Salvador y soy más mexicana que salvadoreña, siempre he admirado a Monseñor Romero por  haber sido un hombre íntegro y bueno, coherente con las enseñanzas de su Iglesia de la que era representante (Como admiro a Samuel Ruiz y a Raúl Vera), y es que en la Iglesia católica parece que es más importante el dinero y el poder que el ayudar a la gente, son pocos los sacerdotes que entienden sobre justicia y amor al prójimo. De ellos deberían aprender la mayoría de nuestros obispos y uno que otro cardenal (saben de quienes hablo) que son hombres indignos de conductas y acciones indignantes.
A monseñor lo asesinaron hace 30 años, dando misa en San Salvador, por el pecado de estar de parte de la gente y no del gobierno, a Samuel Ruiz lo "jubilaron"  desde el Vaticano por la misma razón y a Raúl Vera lo desterraron a Saltillo pensando que allá en el norte reseco y desértico no iba a tener mucho que hacer, pero él ha seguido denunciando los abusos y crímenes del ejército durante todo el tiempo que lleva allá y que claro, últimamente se han intensificado por la cantidad de soldados que ha mandado Calderón al norte.

Yo no sabía porqué era en San Pedro Mártir que se iba a oficiar la misa a Monseñor Romero, pero me enteré durante ésta que el cura de esa parroquia trabajó con monseñor unos años allá en El Salvador y que aprendió de él el amor al prójimo y la lucha por la justicia y ahora cada año hace una misa dedicada al sacerdote asesinado.
No había muchos salvadoreños, tal vez una veintena, el embajador, el cónsul, algún periodista, una monja muy encantadora que llevaba como reliquia el pañuelo ensangrentado de Monseñor, el cual besaron todas las beatas de la parroquia.
Nunca he entendido esa fijación de los  católicos por venerar dedos cortados, orejas, dientes, momias, trapos ensangrentados y demás  cosas que resultan bastante siniestras, pero bueno, allá ellos.
Después de la misa el padre hizo un convivio en su casa y allí tuvimos opotunidad de platicar con más salvadoreños, varios que se refugiaron en México por ser perseguidos políticos durante la guerra y que ya hicieron aquí su vida. Nos sirvieron una barbacoa estupeda y un mole delicioso.

13 comentarios:

juanrodolfo dijo...

Tienes toda la razón, la Iglesia cada vez está más corrompida, basta ver todos los casos de pederastía que han
solapado durante siglos.

Don Rul dijo...

Tienes razón. Con más sacerdotes como éstos y menos Macieles y Norbertos Riveras, la Iglesia Católica sería otra cosa.
A mí también se me hace terriblemente repugnante ese culto a la muerte, el sacrificio y el dolor del catolicismo. Me sorprendió mucho descubrir que en otras religiones, como el budismo, lo que predomina son las imágenes sonrientes y plácidas.
El santo ese con el hacha en la cabeza raya en lo chusco; parece salido de película de los hermanos Almada.

Aniuxa dijo...

Fue superchivo ir y verte Selvita que tenía ya ratos de no verte. Un abrazo.

ge zeta dijo...

La gente no cree en la iglesia ya por gente como los de ahora. Más como Monseñor Romero debería haber.

Yo también hubiera ido a misa.

Saludos, qué buen post, Selva.

Herberth Cea dijo...

Monseñor Romero sobrepasa los credos religiosos y las nacionalidades, tanto que no fue entendido por el Vaticano. E hizo lo más difícil decir la verdad en un tiempo donde era prohibido. Saludos.

DorisFM dijo...

No en vano dice Eduardo Galeano que en el muro de los nombres de los muertos, en el parque Cuscatlán, el nombre de Oscar Romero está "gastadito".

De Romeros debería estar lleno el mundo.

Pablo Cabañas dijo...

Habría que esperar una revolución dentro de la misma Iglesia, mucho mayor que el Concilio Vaticano II, claro, la de Juan XXIII, no la de mi tocayo el sexto.
Pero bueno, mientras en la Iglesia sea más importante asistir a misa y confesar que ayudar al prójimo y sea un crimen ser teólogo de la liberación que un pedófilo, no habrá esperanzas.

Jolineis dijo...

La Iglesia católica tiene mucho de oscuro y siniestro, de niños en los colegios de curas y monjas nos tratan de asustar con las historias más terribles de condnación eterna por nuestros pecadillos.

alicia dijo...

En mi colegio tienen las monjitas un hueso de quién sabe que santo en una urna, a mi siempre me ha dado cosa.

Kyuuketsuki dijo...

Nos recuerda que, aunque no lo creamos, existe gente admirable en la iglesia. Son muy pocos, pero su trabajo ha sido muy importante.

Yo también pienso que ese culto a lo muerto y a lo decadente es bastante siniestro. Pero pues es parte de una religión en la que "el hijo de dios" tiene que sacrificarse horriblemente para "limpiar los pecados". Qué se puede esperar.

LuisRicardo dijo...

¿El tiempo está a favor de los pequeños?

Choms dijo...

Por algo la iglesia atraviesa por una crisis, y nomás no quieren reconocerla :(

Shariyah dijo...

Your work is truly beautiful. Is the first painting with the girl and the devil on her head for sale? I just love it!!! Please let me know,
Thank you! You can email me (info@ shariyahgarner(dot)com)
Peace & Love

Su trabajo es verdaderamente hermoso. Es el primer cuadro de la chica y el diablo en la cabeza a la venta? Me encanta! Por favor, hágamelo saber,
¡Gracias! Usted puede email yo (info @ shariyahgarner (punto) com)
Paz y amor

Licencia de Creative Commons
exvotos by Selva Prieto Salazar is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Based on a work at 2.bp.blogspot.com.